Chica con cutis perfecto

Claves para tener un cutis perfecto

La piel es el órgano más grande y tiene una importante función protectora, por lo que tener un cutis perfecto es posible. ¡Conoce más aquí!

La piel es el órgano más grande del cuerpo humano. Se encarga de regular la temperatura corporal y de almacenar energía, pero, por encima de todo, tiene una importante función protectora, por lo que es difícil pero no imposible tener un cutis perfecto.

La luz solar, el tabaco, el alcohol y el estrés favorecen la formación de radicales libres, nocivos para nuestra piel. 

El calor, el frío, la humedad y las toxinas ambientales también afectan directamente a nuestra piel y, por consiguiente, a nuestra salud, por lo que debes mejorar tu sistema inmune. 

Si bien es cierto, el estado de nuestra piel está determinado por factores internos como la predisposición genética o el proceso de envejecimiento natural.

No podemos protegerla completamente de todo, pero con los cuidados adecuados podemos reforzarla en sus funciones y conseguir que mantenga su belleza. 

¿Sabías que puedes hacerle frente al paso del tiempo, la contaminación y los malos hábitos para mantener un cutis joven?

Aquí te compartimos los mejores consejos para tener un cutis perfecto: 

Protector solar

Chica usando protector solar

¡Jamas olvides el uso de protector solar para la cara! Aún cuando esté nublado, los rayos UV penetran en la piel y pueden llegar a dañarla. ¡Cuídate! Sobre todo infórmarte, investiga y compara los beneficios que te da un protector solar de una marca contra otra y después, elige el que más te beneficie. 

El ácido salicílico

El ácido salicílico es un componente conocido por sus propiedades analgésicas, entre otras.

No obstante, es un excelente remedio de belleza para limpiar la piel de impurezas y prevenir las manchas. 

Lo utilizaremos a modo de exfoliante suave una vez cada diez o quince días

¡Despídete del estrés!

Chica sin estrés

Las tensiones son uno de nuestros enemigos para tener un cutis perfecto y juvenil, ya que nos dan un aspecto duro, rígido y apagado.

Debemos luchar por estar conscientes de lo que hacemos con nuestro rostro, de las muecas y los gestos que adoptamos cuando estamos preocupados para volver a relajarlo y recuperar su aspecto original.

Cada noche antes de acostarnos nos concentraremos unos minutos en relajarnos y en llevar la respiración a cada punto de nuestra cara.

Consume enzimas vegetales

Algunas frutas y hortalizas contienen enzimas y antioxidantes muy potentes que nos ayudan a limpiar la piel de impurezas y darle luminosidad: Piña, Tomate y Papaya.

Solamente tenemos que frotarnos el cutis con un trocito de la fruta u hortaliza, dejar un par de minutos que se seque y lavarnos el rostro con agua. Notaremos los efectos de manera instantánea.

No olvides hidratarte

No  olvides llevar una buena hidratación por dentro bebiendo agua a lo largo del día. Utilízalo siempre con el estómago vacío para que haga un efecto limpiador sobre la piel.

Debemos beber, al menos, un litro y medio de agua al día, empezando a tomar dos vasos siempre en ayunas.

Gracias por leer estos consejos para poder tener un cutis perfecto, esperamos todos te sirvan para que así, siempre luzcas más preciosa de lo que eres.